El ‘Martín i Soler’ de Baleària cumple una década navegando

Ha recorrido más de 800.000 millas náuticas, el equivalente a unas 37 vueltas al mundo

8/2/2019 - En enero de 2009 Baleària incorporó a su flota el ferry Martín i Soler, con el que dicha naviera introducía el concepto ferry+: buques más rápidos, eficientes y respetuosos con el medio ambiente. Podía alcanzar una velocidad de 23 nudos, superior a los ferries convencionales de hace una década, y además ofrecía mejores servicios y comodidades para los pasajeros. Se convertía así en el buque insignia de Baleària, tomando el relevo del al fast ferry Federico García Lorca.

Con 165 m de eslora, 25 m de manga y capacidad para 1.200 personas, fue el primero de una serie de 4 ferries que se construyeron en los astilleros Barreras de Vigo y en los que Baleària invirtió 350 millones de euros, de los cuales 89 correspondían a este buque. Un plan de flota que se llevó a cabo entre 2009-2010 y del que también formaban parte el Passió per Formentera, Alhucemas (actual Bahama Mama) y Abel Matutes.

Empezó a navegar conectando Barcelona con Ibiza y Mahón y, desde hace unos meses, es el buque que cubre la primera ruta de Baleària entre las Canarias y la península, operada junto con Fred.Olsen Express. Sin embargo, buena parte de las más de 800.000 millas náuticas que ha navegada en esta década, han sido en la ruta Barcelona-Alcúdia-Ciutadella.

El Martín i Soler fue siempre un buque pionero dentro de la flota de Baleària en la aplicación de tecnologías para mejorar su eficiencia energética y reducir sus emisiones y está previsto que sea uno de los 6 buques que la naviera remotorizará, entre 2019-2020, para utilizar gas natural licuado como combustible.