El impacto de la guerra en Ucrania en las rutas comerciales de los Suezmax

La vuelta al carbón por la crisis energética en Europa mejora las expectativas del mercado de los Capesize

7/7/2022 - La invasión de Ucrania por el ejército ruso está provocando alteraciones en los patrones habituales de transporte marítimo en todo el mundo y en todos los sectores, y en particular en los petroleros Suezmax. Los puertos estadounidenses del golfo de México, África Occidental y Oriente Medio han aumentado notablemente sus volúmenes de exportación hacia Europa y según el bróker Castor Group, “la mayoría de las regiones de carga y descarga de Suezmax en todo el mundo han registrado crecimientos desde mediados de junio”. 

El mayor aumento se ha registrado en el golfo Pérsico, que se ha convertido en la mayor zona de carga del sector, superando a África Occidental. Para Castor Group, “estas nuevas pautas comerciales son un buen augurio para el sector este otoño y en adelante”.

También está teniendo un impacto notable en los tráficos del sector Suezmax el creciente volumen de importaciones indias de crudo procedente de Rusia. Según el bróker neoyorquino Poten & Partners, dichas importaciones se han multiplicado por siete desde el mar Negro y por diez desde el Báltico desde que Rusia invadió Ucrania, a finales de febrero. Este aumento de las importaciones beneficia a los Aframax y principalmente a los Suezmax, ya que los VLCC no pueden acceder a los principales puertos de carga de dichas zonas.

Otra de las rutas comerciales transatlánticas cubierta generalmente por los Suezmaxes es la que lleva el crudo brasileño con destino a Europa. Según datos de Braemar ACM, en el pasado mes de mayo se alcanzaron 532.000 barriles diarios, frente a una media de 180.000 barriles diarios en el mismo periodo de 2021.

En resumen, según Niels Rasmussen, analista jefe de transporte marítimo de BIMCO, Rusia tratará de aumentar los volúmenes de exportación hacia India y China, que sustituirán a las exportaciones hacia estos países procedentes del golfo Pérsico, Brasil y África Occidental. Esos volúmenes se desplazarán en cambio hacia Europa. Para Rasmussen, esto podría aumentar las distancias medias de navegación y la demanda de buques especialmente Aframax y Suezmax.

Además, Castor Group prevé que, a finales de este año, casi el 10% de la flota de Suezmax habrá superado su vida operativa. Este hecho, unido a que solo se producirán una docena de entregas de nuevas construcciones, resultará en una reducción de la flota en un 4%. El aumento de la demanda y la disminución de la oferta provocará un desajuste en la relación oferta/demanda que podría servir de soporte a unos niveles de fletes más firmes.

Mejora del mercado Capesize gracias al carbón

Por otra parte, la crisis energética por la guerra ha provocado que Europa busque una seguridad energética de manera urgente para no depender del petróleo, el gas y el carbón rusos, tras los paquetes de sanciones aprobados y dirigidos a intereses comerciales y financieros de este país. En este contexto, las centrales térmicas de carbón en desuso se están volviendo a poner en marcha y varios países europeos, entre los que se encuentran Austria, Bélgica, Alemania, Países Bajos o Francia, han optado por pasar los objetivos medioambientales a un segundo plano para mantener sus redes de suministro eléctrico nacionales para cientos de millones de europeos.

Este regreso del carbón a la combinación energética de Europa ha mejorado las expectativas del mercado para los graneleros de mayor porte, tras una disminución de la demanda de mineral de hierro y las cargas de bauxita.

Según datos de la plataforma digital marítima Sea, durante el mes de junio se ha producido una fuerte ralentización de las importaciones europeas de carbón ruso por vía marítima ante la entrada en vigor el próximo mes de agosto de la prohibición impuesta por la UE a dichas importaciones y los preparativos para abastecerse de esta materia prima desde otros orígenes. El principal sustituto ha sido el procedente de los EE.UU. lo que ha provocado una mayor demanda de buques Capesize en los tráficos transatlánticos en detrimento de los asiáticos.

Otro país exportador emergente es Sudáfrica. En lo que va de año, las importaciones europeas procedentes de este país ascienden a 4,3 millones de toneladas (Mt), cifra que ya supera el total de 2021. Hasta junio de 2022, alrededor de un 15% de las exportaciones de carbón desde la terminal de Richard's Bay tuvieron como destino la UE, frente al 4% de todo el año 2021. Otros contribuyentes significativos a las importaciones europeas de carbón son Australia, Colombia y Canadá.

Según un reciente informe de Breakwave Advisors, “la demanda para buques de porte medio se vería muy afectada si no fuera por el mercado del carbón, que sigue siendo el salvavidas de la mayor parte del sector de los graneleros”.