ESPO pide que se mantenga la prioridad de los puertos dentro de las ayudas del MCE

La Organización Europea de Puertos Marítimos (ESPO) organizó el pasado 30 de enero un seminario interno para tratar sobre la financiación de infraestructuras prevista por la Unión Europea, especialmente en lo relativo al conocido como Plan Juncker. Este seminario pretendía aportar a los puertos europeos información práctica sobre los instrumentos financieros y de garantía del Banco Europeo de Inversiones (BEI).

Los ponentes, en representación de la Comisión Europea, el BEI y la Agencia Ejecutiva de Innovación y Redes (INEA), centraron sus intervenciones en el nuevo Fondo Europeo de Inversión Estratégica (EFSI), conocido como Plan Juncker, así como otros instrumentos de financiación europea.

El EFSI está dirigido a favorecer inversiones por valor de 315.000 millones de euros, cubriendo una parte del riesgo de los proyectos. Con este fin, la UE tiene previsto crear un fondo de garantía de 8.000 millones de euros, de los cuales 2.700 los aportará el Mecanismo Conectar Europa (MEC), detrayéndolos de los presupuestos previstos para subvenciones de proyectos de transporte.

Desde EPSO se mostraron especialmente preocupados porque de este modo se socave el papel estratégico de los puertos dentro de la nueva política de impulso a la Red Transeuropea de Transporte (TEN-T).

La normativa que regula la red TEN-T define de manera rigurosa los proyectos prioritarios para recibir ayudas de la UE. Dentro de este esquema, los puertos son vistos como puntos de entrada, salida e interconexión de los corredores europeos y por lo tanto una pieza estratégica y prioritaria en las necesidades de infraestructuras de transporte de Europa.

Sin embargo, el Plan Juncker modifica las prioridades de transporte del MCE y de la red TEN-T, de tal forma que cualquier proyecto de transporte europeo, independientemente de la ubicación y modo de transporte puede recibir financiación.

Según Isabelle Ryckbost, secretaria general de EPSO, “al destinar una parte de las subvenciones del MCE a los nuevos instrumentos financieros no sólo se disminuye la posibilidad de que los puertos reciban subvenciones, además parece que pueda producirse un cambio en las prioridades”.

(5-2-2015)