DNV GL analiza los riesgos de las operaciones de suministro de GNL a buques

DNV GL está poniendo en marcha un “proyecto conjunto del sector” (joint industry project, JIP) que pretende analizar en profundidad los riesgos que podrían derivarse de posibles incidentes en las operaciones de pequeña escala de suministro de GNL y de rellenado de depósitos intermedios, e invita a las organizaciones interesadas a sumarse a este proyecto.

Si bien existen herramientas bien probadas para la evaluación de riesgos de las operaciones de carga y descarga de GNL a gran escala, los expertos en modelización y en evaluación de riesgos tienen dudas sobre su validez para analizar los riesgos de un vertido de GNL en operaciones a pequeña escala. Se espera que este JIP contribuya al desarrollo de normas rigurosas y eficaces de seguridad para este tipo de operaciones. Para ello DNV GL y otras organizaciones del sector simularán varios supuestos posibles de incidentes de ese tipo en el centro de ensayos de DNV GL en Spadeadam (Reino Unido), según ha declarado el director de este proyecto, Mohammad Ahmad.

En el centro de Spadeadam se llevan a cabo ensayos del comportamiento de materiales frente a incendios, explosión, corrosión, pruebas de tuberías, dispersión y acumulación de gases, etc. En este JIP se analizará el comportamiento del GNL (descarga, vaporización, dispersión y efectos inflamables) a consecuencia de un fallo como la rotura de un tanque o la perforación de una manguera de suministro.

DNV GL ya publicó recientemente unas prácticas recomendadas para armonizar las operaciones de suministro de GNL a los buques.